miércoles, 18 de mayo de 2011

Strauss-Kahn: Miserable, estúpido e hipócrita

Hasta ahora me he limitado a informar sobre lo que estaba pasando con Dominique Strauss-Kahn, quien tenía todas las papeletas para convertirse en el nuevo Presidente de Francia el año próximo hasta que fue detenido y encarcelado en Estados Unidos acusado de intentar violar a una trabajadora de limpieza del hotel en el que se alojaba en Nueva York. En este texto quiero dar brevemente mi opinión sobre el sujeto.

Es un miserable, porque solamente así cabe calificar a quien todo apunta que intentó violar a una mujer, aprovechándose de su mayor fuerza física, y al parecer al menos por segunda vez, ya que anteriormente lo había intentado con otra.

Es un estúpido, porque teniendo el nivel económico que tenía, caer en un intento de violación es una estupidez como un piano. Por no decir intentar salir del país por avión, en vez de por carretera a Canadá y desde allí por avión a Francia. Y es que dominar tres idiomas, hablar bastante bien otros dos, ser un reconocido economista y poseer dotes extraordinarias de político no le libró de ser eso, un estúpido.

Finalmente, y tal vez lo más destacado, es un hipócrita, porque este hombre el año próximo iba a hacer campaña por el Partido Socialista para la Presidencia con la meta de ganar el voto de la clase trabajadora en Francia; mientras tanto el concepto que él tiene de una mujer que trabaja en un hotel por un salario mensual menor que lo que costaba un día en la habitación que él ocupaba es que él tenía derecho a hacer con ella lo que quería contra su voluntad. Aquí tenemos un político socialista, que dice defender a los trabajadores, pensando que por tener poder y dinero puede violar a una sencilla mujer trabajadora. Lo dicho, un hipócrita en grado superlativo.

1 comentario:

  1. Es socialista e inherente a la ideologia.
    La lastima es que no le pusieron con el resto de presos,pero no te preocupes,este sale mas rapido de lo que Rub-Al-Qaeda tardo en dar el chivatazo.

    ResponderEliminar