martes, 12 de diciembre de 2017

Y otra vez más

El terrorista musulmán, Akayed Ullah, residente permanente procedente de Bangladés, lo intentó en el corazón del mundo, cerca de Times Square, en Nueva York, mediante la explosión de una bomba casera adosada a su cuerpo. Afortunadamente no lo consiguió. Tan solo hirió a tres personas (además de a él mismo), ninguna de gravedad. La
lucha continúa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario