jueves, 17 de enero de 2008

Huckabee a la cabeza de las preferencias republicanas

Hacía un montón de días que no repasaba las encuestas diarias sobre las preferencias de los estadounidenses en las primarias. Ayer lo hice y me encontré con que, oh sorpresa (de verdad, sin ironía), quien lidera el bando republicano es Huckabee, con un 23%, seguido a un punto por McCain (ventaja que amplía hoy a tres puntos), y más de lejos por Romney y Giuliani.

Si es que no hay manera, estos americanos son todos unos ignorantes fanáticos religiosos... por los menos los republicanos que, por ahora, prefieren a Huckabee (no creo que la cosa prospere, pero esa es otra historia).

7 comentarios:

  1. No todos los republicanos son fanáticos religiosos y por eso el favorito para obtener la nominación es Giuliani, una persona racional que acepta la ciencia y la evolución, y que ofrece garantías de enfrentarse con éxito a Clinton o a Obama.

    ResponderEliminar
  2. Y Thompson empatado con Giuliani.

    Octopus: y, me temo, una persona con todas esas ventajas a la que tú nunca votarías, porque votarías al demócrata que fuese. ¿Me equivoco?

    ResponderEliminar
  3. Te equivocas Marzo, yo simpatizo más con los republicanos pero lo que no soy es un hooligan que ve la política como un partido de fútbol. Los presidentes de la historia reciente que más admiro son Ronald Reagan y George Bush, ambos republicanos. Sí soy crítico con el fundamentalismo religioso y el moralismo de la derecha americana. Prefiero a Cliton o a Obama antes que a un chiflado como Huckabee, por mucho que le apoye mi querido Chuck Norris...

    ResponderEliminar
  4. Pues me alegro de equivocarme. De todas formas yo soy más thompsoniano.

    ResponderEliminar
  5. En todo caso demostraría que los americanos son todos anticapitalistas.

    José García Palacios, ¿puedes aportar pruebas de que Huckabee tiene algo de liberal?

    Si no, con estos posts, el único que quedas por verdadero ignorante sinceramente eres tú. O bien esta bitácora debería cambiar su presunta ideología y llamarse algo así como 'el rincón de los subisidios, las subvenciones, el proteccionismo comercial, la antiglobalización y los impuestos.'

    ResponderEliminar
  6. El mundo del ajedrez está de luto. El que fuese uno de los grandes maestros de la disciplina, el islandés Bobby Fischer, ha fallecido a los 64 años, según ha informado la radio nacional islandesa. Fischer, que fue campeón del mundo de ajedrez de 1972 a 1975, será recordado por los aficionados por la 'partida del siglo', en la que derrotó al soviético Boris Spassky en una intensa disputa que traspasó las fronteras deportivas. Fischer, de origen estadounidense y refugiado político, derrotó al contrincante ruso tras veintiún partidas.

    La noticia en otros webs
    webs en español
    en otros idiomas
    La carrera de Fischer coincidió con el apogeo de la escuela soviética, que dominó la disciplina desde 1948 hasta 1972. Sin embargo, unos años después de alcanzar la cumbre, el ajedrecista se vio inmerso en una refriega política tras participar en una exhibición en Yugoslavia en 1992 -por entonces bajo control norteamericano-, que hizo que Fischer fuese considerado un traidor e incluyera su nombre en la lista de fugitivos del FBI.

    Enfrentado a las autoridades gubernamentales de su país de origen, y todavía encarcelado, Islandia le propuso asilo político. Tras ocho meses de detención, fue deportado a Islandia, donde se aprobó su nacionalización por un aplastante balance de cuarenta votos a favor y dos abstenciones. Ya en territorio europeo, Fischer no dudó en calificar al entonces presidente norteamericano, G. W. Bush, de ""CRIMINAL"".

    ResponderEliminar
  7. La última vez que se utilizó, funcionó. Por eso ahora, ocho años después de que su vida privada y política fuera arrastrada por el fango en las primarias de Carolina del Sur, los detractores de John McCain han vuelto a sacar toda la artillería -la pesada, por cierto- en ese Estado para arruinar la reputación del senador y que no se alce con la victoria que los sondeos parecen otorgarle mañana sábado.


    Un grupo que se hace llamar Veteranos de Vietnam contra McCain ha hecho circular unos panfletos en los que acusa al político republicano de haber colaborado con el enemigo cuando era prisionero de guerra en Vietnam y haber comprado su libertad a cambio de la de soldados que siguieron en poder del Vietcong. Por supuesto, quien encabeza la iniciativa, Gerard Kiley -que ya lideró una campaña similar contra el candidato presidencial demócrata en 2004 John Kerry-, tacha a McCain de "falso héroe" e insiste en sus contactos con los vietnamitas del norte para salvar su pellejo.

    A falta de un líder indiscutible y con la confusión reinando entre el electorado republicano, McCain mantiene una ventaja estable de siete puntos sobre su más cercano rival Mike Huckabee en las primarias de mañana en Carolina del Sur, donde sólo votan los republicanos (los demócratas lo harán el día 26), según un sondeo de Reuters/C-SPAN/Zogby. El apoyo al senador de Arizona permanecía firme en el 29%, mientras que el ex gobernador de Arkansas Mike Huckabee retrocedía un punto, colocándose en un 22%. El actor y ex senador por Tennessee Fred Thompson ganaba 2 puntos y subía al 14%.

    Las campañas de desprestigio no son nuevas en la política de EE UU. Y menos en Carolina del Sur, donde Lee Atwater, el fallecido estratega republicano conocido como Darth Vader, acabó en 1988 con las esperanzas presidenciales del demócrata Michael Dukakis al ayudar a crear un vídeo que le difamaba.

    Pero la semilla ya estaba plantada. Y en la carrera presidencial de 2000 tácticas similares a las usadas por Atwater salieron a la superficie en el primer Estado sureño que vota en las primarias. Entonces, el actual presidente George Bush se jugaba la nominación republicana frente a McCain y supuestamente desde su cuartel general se realizaron miles de llamadas en las que se preguntaba a los seguidores conservadores del senador si sabían que McCain tenía "una hija negra fuera del matrimonio". En realidad, la hija a la que los difamadores se referían es Bridget, adoptada por McCain y su esposa Cindy en un orfanato de la Madre Teresa en Bangladesh. Cindy McCain fue tildada de "drogadicta". McCain perdía Carolina del Sur el 19 de febrero de 2000 por un 42% frente al 53% obtenido por Bush, que ganó el moméntum perdido en New Hampshire, y luego la Casa Blanca.

    ResponderEliminar