lunes, 3 de octubre de 2011

Riesgo de que Irán ejecute de forma inminente la pena de muerte a Youcef Nadarkhani


Ahora Irán acusa a Nadarkhani, además de apostasía, también de "crímenes en materia de seguridad" y de ser "un sionista y un traidor".

Lo anterior me hace pensar que el fanático régimen iraní está preparando la cosa para llevar a la práctica la pena de muerte que pesa sobre él. Y es que cuando en Irán a uno le acusan de actuar contra la seguridad del Estado, de ser un sionista y un traidor al país es algo verdaderamente terrible.

Por cierto, que en la campaña para salvar la vida de este pastor evangélico se han implicado gobiernos como el estadounidense, el alemán, el británico y el francés. Pues el artículo, curiosamente de "El País", después de hacer referencia a ello, añade esto:

Si ha efectuado alguna gestión a favor del reo, el Gobierno español no la ha divulgado.

Así están las cosas.

1 comentario:

  1. Una salvajada, pero a este hombre le han lavado el cerebro. Puede quedar libre si firma un documento por el que renuncia a Jesús y abraza a Mahoma. ¡Yo lo firmaría!

    ResponderEliminar