domingo, 4 de septiembre de 2016

¿El suicidio de Ciudadanos?

Que el Ciudadanos de Albert Rivera se encuentra más cómodo pactando con el PSOE de Pedro Sánchez que con el PP de Mariano Rajoy era sabido, pero ahora ha sido más que evidente. Del largo y profundo enamoramiento con los socialistas tras las elecciones de diciembre hemos pasado a un corto matrimonio por obligación de las circunstancias con los peperos y un rapidísimo divorcio en cuento se ha podido. Y no lo entiendo, porque, siendo Rajoy malo (malísimo, vamos), la incapacidad política de Sánchez es aún mucho peor; y siendo el PP un partido corrupto (pero mucho, mucho, mucho), lo es aún infinitamente más el PSOE.

Sigo pensando que Ciudadanos, siendo un mal partido (mi opinión del mismo, que nunca fue demasiado buena, empeora cada vez más), sigue siendo el menos malo de todos, por la regla del tuerto en el país de los ciegos (y en el caso de Ciudadanos tendremos que agregarle ya problemas de visión en el ojo con el ve). Pero esta opinión mía no tienen por qué compartirla todos los exvotantes peperos de Ciduadanos. Y creo que siguen siendo bastantes.

Antes de las elecciones del pasado año se publicó este diagrama:



O sea, que casi la mitad de los votos a Ciudadanos para aquellas elecciones venían de personas que anteriormente habían apoyado al PP. Eso en gran parte fue la razón del bajón de Ciudadanos en pocos meses, tras el apoyo de Rivera a Sánchez en el fallido intento de investidura (yo creo que Rivera hizo lo correcto, dada la espantá de Rajoy, pero mucho exvotantes del PP está claro que opinaron diferente).

Ahora Rivera, tras el fracaso de Rajoy, se apresura a marcar distancias con el PP, casi insultando políticamente al líder del PP. ¿Qué pretende con ello? ¿Acaso empezar la campaña electoral de cara a las elecciones en diciembre, en las que piensa pescar votos en el caladero socialista? Puede que la estrategia le dé resultado. Pero también puede que no, y me inclino por esta segunda posibilidad. Los socialistas seguirán votanto PSOE (incluso puede que recupere algunos que se fueron a Podemos), los peperos seguirán votando PP, y puede que bastantes experperos que fueron a Ciudadanos opten por retornar al redil.

Aún recuerdo que hace muchos años alguien dijo que el final político de un líder en España fue el error de hacer política de izquierdas con votos de derechas. Ese líder se llamaba Adolfo Suárez.

15 comentarios:

  1. Son infantiles,pero el público al que se dirigen,lo es.
    Por mi parte,haré lo mismo que llevo haciendo los últimos 30 años,pasar de esto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo sigo pensando que Ciudadanos son malos, muy malos, pero menos malos que los otros.

      Eliminar
  2. Lo de Ciudadanos va a ser curioso: va a perder votos por la Derecha por intentar un gobierno con el PSOE y va a perder votos por la Izquierda por intentar un gobierno con el PP.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso me temo, por eso pienso que el futuro no les va a deparar nada bueno.

      Eliminar
  3. Pues a mi me parece que si alguien te escupe en la cara como ha estado haciendo Rajoy todo el tiempo lo normal es que estés mas a gusto con el otro. También que Ciudadanos ha intentado amarrar al PSOE del lado de la política responsable, lejos de Bolivarianos y separatistas y el Amado Lider vitalicio del PP ha saboteado el proyecto pese a los riesgos para la Nacion y la Libertad

    Lo que no he entiendo es como eso no le pasa factura ante el senyor Palacios y los que han comentado el articulo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El PSOE hará lo que le convenga, independientemente de lo que haga o no haga Ciudadanos. Si no pactó con los extremsitas y separatistas no fue por Ciudadanos, sino por su propia conveniencia.

      Y sí, Rajoy es malísimo. Pero con esta historia de pacto por cinco minutos y adios, me temo lo dicho, que muchos exvotantes peperos volverán a votar al PP. Y no se trata de que yo pienses que es lo mejor (creo que es un error, por eso sigo apoyando a Ciudadanos), sino de que pienso que es lo que va a pasar.

      Eliminar
  4. Esto ya no tiene arreglo. España políticamente es izquierdaprogredespistado y perroflauta. Echenle la culpa al Estado benefactor y a la LOGSE.

    ResponderEliminar
  5. Había dos opciones en la situación de Ciudadanos, la de los principios, tipo UPyD y la de apaño a todos lados, como hacían los nacionalistas muchas veces..

    La de los principios estaba clara, mucho más estrictos con la corrupción, a la hora de pactar con el psoe obligarle a "romper" con los bolivarianos, a la hora de pactar con el PP obligarles a que se fuesen Rajoy y su recua..

    Nada de esto, y además fracasando en ambos casos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por cierto, y ya, la última, pidiendo "ser responsable" al PNV!!!!, el recogenueces, el de Arzallus y el del plan Ibarreche!! :D

      Sí, son Ciudadanos, de segunda clase, como en Cataluña.

      Eliminar
    2. Pues sí, ese es el problema. Han cerrado los ojos a la corrupción del PSOE, han cerrado los ojos a la corrupción del PP y ahora empiezan a cerrar los ojos ante el separatismo light del PNV.

      Me temo que todo eso les puede pasar factura si hay elecciones en diciembre (y quiero equivocarme, porque repito, creo que, siendo malos, son los menos malos del patio).

      Eliminar
    3. Cuando se renuncia a los principios, al final te quedas sin ellos, y sin nada más.

      Eliminar
    4. A veces para que triunfen tus principios tienes que hacer como que no los tienes.

      Eliminar
    5. JFM, siempre he defendido que el fin no justifica los medios. Y en política, como en las demás órdenes de la vida, hay que ser limpio y además parecerlo. De lo contrario nos encontramos con lo que tenemos, que hay que apoyar a Ciduadanos tapándose la nariz, como mal menor (vamos, como antes con el PP, que tiene narices la cosa).

      Eliminar