miércoles, 10 de enero de 2007

Indignidad de Estados Unidos en Guantánamo, totalmente ilegal

A mi anterior texto sobre el tema, Guantánamo: Indignidad estadounidense en grado sumo, hubo dos comentarios, uno de Adam Selene y otro anónimo, que creo que merecen este texto de respuesta.


Dice Adam Selene que

1. Los presos de Guantánamo son prisioneros de guerra, no criminales que hayan cometido delitos. Por tanto, pueden seguir siendo prisioneros mientras la guerra continue y el enemigo (EEUU) considere que es conveniente.

El concepto "guerra contra el terrorismo" es tan genérico que puede durar toda la vida. Es evidente que esa concepción de prisioneros de guerra debería circunscribirse a la guerra de Afganistán, que ya acabó. Es decir, volvemos a lo mismo, tendrían que ser puestos en libertad o juzgados por sus crímenes.

2. Los presos de Guantánamo han incumplido la Convención de Ginebra repetidamente y en varios de sus artículos, por lo que no están protegidos por ella. No existe ninguna ley internacional que impida al Gobierno americano hacer lo que quiera con ellos, incluso fusilarles sin juicio.

Discrepo totalmente. Podrá ser cuestionable que los presos de Guantánamo estén protegidos o no por la Convención de Ginebra. Pero de ahí a que el Gobierno de Estados Unidos pueda hacer con ellos lo que quiera dista un abismo.

En primer lugar porque nadie, absolutamente nadie, puede hacer lo que quiera con otra persona. Eso viola el más elemental razonamiento jurídico; y sobre todo en un país, Estados Unidos, donde existe una frase que dice que "todos están sometidos al imperio de la ley".

Y en segundo lugar, sobre lo que dice de que no existe ninguna ley internacional que impida al Gobierno americano hacer lo que quiera con ellos, incluso fusilarles sin juicio opino que ello es, siendo suave, totalmente erróneo. Dos ejemplos:

Primero.
Convención contra la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes.
Artículo 2.
1. Todo Estado Parte tomará medidas legislativas, administrativas, judiciales o de otra índole eficaces para impedir los actos de tortura en todo territorio que esté bajo su jurisdicción.
2. En ningún caso podrán invocarse circunstancias excepcionales tales como estado de guerra o amenaza de guerra, inestabilidad política interna o cualquier otra emergencia pública como justificación de la tortura.
3. No podrá invocarse una orden de un funcionario superior o de una autoridad pública como justificación de la tortura.
Artículo 16.
1. Todo Estado Parte se comprometerá a prohibir en cualquier territorio bajo su jurisdicción otros actos que constituyan tratos o penas crueles, inhumanos o degradantes y que no lleguen a ser tortura tal como se define en el artículo 1, cuando esos actos sean cometidos por un funcionario público u otra persona que actúe en el ejercicio de funciones oficiales, o por instigación o con el consentimiento o la aquiescencia de tal funcionario o persona. Se aplicarán, en particular, las obligaciones enunciadas en los artículos 10, 11, 12 y 13, sustituyendo las referencias a la tortura por referencias a otras formas de tratos o penas crueles, inhumanos o degradantes.

Segundo.
Declaración Universal de Derechos Humanos.
Artículo 5.
Nadie será sometido a torturas ni a penas o tratos crueles, inhumanos o degradantes.
Artículo 10.
Toda persona tiene derecho, en condiciones de plena igualdad, a ser oída públicamente y con justicia por un tribunal independiente e imparcial, para la determinación de sus derechos y obligaciones o para el examen de cualquier acusación contra ella en materia penal.

Se podrían seguir con otros instrumentos jurídicos internacionales, pero creo que con los dos ejemplos precedentes queda claro que los detenidos en Guantánamo sí están totalmente protegidos por las leyes internacionales, las cuales Estados Unidos está violando.


Dice el comentarista anónimo:

...hay que admitir que deberia de usarse cualquier metodo disponible para sacar la informacion a esas bestias.

No. Si admitidos eso nos convertiremos en unas bestias muy semejantes a ellos. Me niego completamente.

Y también dice:

...que seria de nuestro mundo occidental o mejor dicho lo que va quedando del mismo si empezamos a dar libertades a esos que no las han dado, que seria de nosotros si seguimos negociando con aquellos que nos quieren quitar la libertad (ETA y cualquier grupo terrorista islámico) tenemos que tener muy en cuenta que si en los Estados Unidos no se ha dado ningun atentado sera por algo.

Bueno, nuestro mundo occidental se basa en el respeto a la ley. No veo la conexión entre ello y ETA o cualquier otro grupo terrorista islámico. No se trata de negociar, sino de perseguirles con toda fuerza, pero dentro de la legalidad. Ese respeto a la ley es lo que nos diferencia de sistemas totalitarios y arbitrarios. Y Estados Unidos venía siendo un ejemplo de ello dentro del país. Espero que pronto pueda volver a serlo.

4 comentarios:

  1. Hombre, decir que la guerra de Afganistán ha acabado es de un optimismo exagerado.

    ResponderEliminar
  2. De acuerdo: son los inconvenientes de escribir deprisa. Estados Unidos "no puede hacer lo que quiera con ellos", si por "lo que quiera" entendemos la tortura. Pero sí fusilarlos, que no es trato inhumano ni degradante.

    Y por otro lado, insisto: no se puede mezclar la tortura con el maltrato. Sobre todo cuando el maltrato se refiere a tocamientos por parte de interrogadoras ligeritas de ropa, a que un infiel toque con sus manos desnudas el corán, a que las marcas en el suelo de la celda no estén orientadas a la Meca para confundir al preso en su oración o a que los carceleros hagan ruido y perturben la oración.

    Y que conste que no me invento nada. Todas estas son acusaciones reales de maltrato a los presos de Guantánamo.

    ResponderEliminar
  3. Adam Selene, estoy de acuerdo con que los fulanos presos en Guantánamo exageran la cosa. Tampoco mi defensa de ellos es por ellos en sí (estoy seguro que la mayoría son unos criminales, y que si la cosa fuera al revés ellos torturarían y asesinarían a los estadounidenses sin piedad).

    Mi defensa es una cuestión de principios. Toda detención debe estar sujeta a tribunales (añado, civiles). Porque nosotros no somos como ellos.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Yo soy y he sido favorable Guantánamo sencillamente porque me parece un aberración utilizar el mismo sistema para detener y juzgar a un ratero que para hacerlo con un tipo que pretende poner bombas atómicas en tu ciudad.

    Lo primero es delincuencia, lo segundo es una guerra total y despiadada.

    La confusión de tratar a los terroristas como delincuentes comunes ha provocado numerosas meteduras de pata, léase 11M, donde la policía se infiltra en un grupo de estos como si estuviese desmantelando un Cartel.

    Ahora el juez Juan del Olmo ha dejado en libertad bajo fianza a dos individuos acusados de colaborar con los autores del 11M.. en fin... está claro que esto no es un tema de fianzas y que no se puede solucionar con una legislación ideada para el delito en vez de para la guerra.

    Los EEUU demuestran que tienen gente que piensa, por eso están en Irak, Afganistán y ahora Somalia mientras nosotros estamos aquí adulándonos mutuamente por lo íntegros que somos.

    ResponderEliminar