jueves, 10 de octubre de 2013

Arabia Saudí, nuestro h. de p.

Se cuenta que  Roosevelt dijo en una occasion: "Tal vez Somoza sea un h. de p., pero es nuestro h. de p." De aquello quedó que Estados Unidos apoyó a muchos dictadores canallas, violadores a mansalva de los derechos humanos, por cercanía ideológica o por conveniencia política.

No es el único país. España ha tenido y tiene también sus hijos de la innombrable, bajo todos los gobiernos de la democracia, hayan sido éstos de UCD, del PSOE o del PP.

Entre ellos Arabia Saudí, donde, a modo de ejemplo, se cortan manos y pies como castigos, se ahorca públicamente, se discrimina a la mujer en casi todos los aspectos, no hay ninguna libertad religiosa para los no musulmanes, el cambio de religión de los musulmanes está castigado con la pena de muerte, los homosexuales son perseguidos y pueden ser condenados a muerte, no hay libertad de prensa de ningún tipo, y no existe libertad política en ningún sentido.

Arabía Saudí es sin duda un país gobernado por unos canallas. Pero, ¿qué se le va a hacer?, son nuestros canallas.

¡Qué asco!

2 comentarios:

  1. Te se ha ocurrido pensar que quizas, por el momemnto, poco podamos hacedr al respecto? Que hasta que el Islam no tenga el mismo seguimiento que la religion griega (cosa que deseo ardientemente y que pienso que deberiamos favorecer) nos tocara elegir entre rematadamente malo y rematadamene peor?

    Por lo demas yo me acuerdo de como la izquierda y los paises esos de izquierda apoyaron a Pol-Pot y nunca se arrepintieron por ello, que apoyaron y apoyan al regimen de los Kim en Corea del Norte. Tienes alguna dudad de que saldrian a la calle con el No a la guera siintensameos derrocar a Kim Jong Un? Yo no. Asi que golpes en el pecho a proposito de nuestros canallas los justos y no muy fuertes.

    ResponderEliminar
  2. Sí, España y los países occidentales, donde hay democracias (imperfectas, pero democracias) pueden hacer mucho al respecto. No tener relaciones amistosas con ningún país que no respete los derechos humanos, sea del signo que sea (China, Arabia Saudí, Cuba, Corea del Norte, Irán, etc.). Otra cosa solo me merece un calificativo: Hipocresía. Bueno, ese calificativo para empezar; los demás son más gruesos.

    ResponderEliminar