domingo, 14 de octubre de 2007

Lo tengo crudo

Como he escrito en bastantes ocasiones me declaro republicano y antimonárquico (lo anterior debería ser pura redundancia, pero se hace necesario, porque últimamente abundan por todos lados los republicanos que son, a la vez y sin dejar de serlo, monárquicos y defensores del actual rey).

Pues bien, siendo yo, repito, republicano y antimonárquico, soy también por ahora (y no por convencimiento, sino para evitar males mayores) votante del PP. Así que el lector se podrá suponer lo bien que me ha sentado (más o menos como una patada con bota de futbolista y fuerza de deportista de artes marciales, aplicada en el mismo centro de la barriga) el ataque de defensa de la monarquía que le ha dado a Rajoy.

Bueno, pues escrito lo anterior, poco hay que añadir. Mucho me temo que el PP va a seguir por la fanática vereda monárquica. Y como en España por desgracia la izquierda son una pandilla de impresentables de los que uno no puede sino sentir vergüenza ajena, la única opción medianamente razonable a la hora de votar es taparse la nariz y votar a la derecha, que si bien son políticamente malos, malísimos, casi horribles, al menos no son impresentables y en general tampoco son dignos de vergüenza ajena.

Así que lo dicho, yo, republicano y antimonárquico, votando al PP. Pues sí, lo tengo crudo.

7 comentarios:

  1. ¡Que se le va a hacer!, en la variedad está el gusto. Si todos fuéramos iguales esto sería aburridísimo. Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Hay que poner en la calle a tantos funcionarios... El Rey no tiene por qué ser el primero de ellos, aunque podría serlo.

    ResponderEliminar
  3. El problema es que los ataques actuales no son al Rey, son a España.

    ResponderEliminar
  4. Ya, y como se ataca a España ¿uno se vuelve monárquico?. Y si se ataca a España, ¿qué?. Por poner un ejemplo incordiante: si los partidos catalanes proclamaran un programa plenamente liberal al tiempo que piden su indepedencia, ¿es eso una traición a España o algo por el estilo o el ejercicio de su libertad? ¿Preferiría usted vivir en un país con esa agenda o permanecer en este? Por ver si se trata de nacionalismo o coherencia ideológica.

    ResponderEliminar
  5. Hola

    Pues lo que yo no entiendo es cómo sigue habiendo gente que vota al PP o al PSOE. Además de la libertad de votar a quien te salga de las narices, me gustaría que me dieran algún otro motivo.

    Saludos

    ResponderEliminar
  6. A mi en cambio me gustaría saber, el porque anti monárquico y sí republicano. No veo un argumento lo suficiente sólido, el poder elegir quien se quiere como jefe.

    ResponderEliminar
  7. A mí me gustaría que en España hubiese un partido conservador republicano que no fuese fascista, pues el PP no puede considerarse conservador, ni liberal, sino centrorreformista, o sea, una enorme ensalada de católicos y agnósticos que oscilan entre el conservadurismo monárquico y el posibilismo o republicanismo liberal.

    Lo que pasa es que en España, a diferencia de EEUU, los conservadores son católicos y monárquicos.

    El problema no es que se ataque a la persona del rey, sino a la institución monárquica y que no se haga por republicanismo sino por antiespañolismo. No puedo identificarme con quien se dedica a quemar símbolos españoles, por muy poco que me gusten.

    Un saludo.

    ResponderEliminar