jueves, 22 de mayo de 2008

Imponiendo la ideología estatal del preservativo

En el post titulado Preservativo contra SIDA y embarazos: Ideología y no realidad se pudieron leer comentarios tales como

¿nos van a enseñar educación para la ciudadanía los proselitistas emisarios en España de la teocracia vaticana?

estos de polvo misionero para asegurar descendencia

Es obvio que el cristianismo y, “más mundanamente”, su Iglesia es la campeona de la lucha contra la realidad y por eso es capaz de oponer la abstinencia sexual al uso de preservativos o anticonceptivos en general, tanto es así que tiene la poca piedad de hacerlo también en el Tercer Mundo.

Y cosas por el estilo.

Y ello a pesar de que el texto escrito por mí no hablaba ni remotamente de religión. Pero bueno, cada cual comenta lo que le da la gana.

Ahora sí quiero aclarar tres cosas (que parece que voy a tener que ponerlo como posdata siempre que toque estos temas, porque muchos dan por sentadas cosas que no son). La primera, que no soy católico. La segunda, que creo en la utilidad del preservativo como prevención del embarazo no deseado y contra el contagio de enfermedades de transmisión sexual. La tercera, que soy totalmente defensor de los medios anticonceptivos no abortivos (por ejemplo, preservativo, pastillas de control del ciclo menstrual, operación de esterilización, etc.) como sistema para que una pareja tenga los hijos que desee sin tener que privarse para ello del disfrute sexual.

Dicho lo anterior, vuelvo a reiterar que me parece una auténtica barbaridad que a los jóvenes españoles (desde que son niños) se les esté educando (es un decir) en la ideología del "póntelo, pónselo", en el sentido de que desde que la izquierda llegó al poder en España, en 1982, ha hecho todos los esfuerzos habidos y por haber no por meramente informar del uso del preservativo, sino en favorecer un despertamiento lo más prematuro posible hacia las relaciones sexuales.

La filosofía que se lleva enseñando en España desde medios gubernamentales por 25 años es básicamente la del "ten todas las relaciones sexuales que te dé la gana usando preservativo y no te pasará nada", lo cual me parece, repito, una barbaridad. Hay una edad a la que un muchacho o una muchacha no son capaces de entender las consecuencias que se pueden derivar de una relación sexual, como son el contagio de una enfermedad venérea (incluso mortal, como es el SIDA) o un embarazo no deseado. No son capaces de comprender que un preservativo se puede romper y entonces estarán arriesgándose a lo ya mencionado.

No se trata aquí de pedirle al Estado que enseñe la abstinencia como método contra embarazos no deseados y enfermedades sexuales. Se trata de pedirle que enseñe todo o no enseñe nada. Porque las campañas publicitarias siempre van en el mismo sentido: preservativo, preservativo, preservativo. Y eso a mí me suena a imposición ideológica de izquierdas.

Está claro que la abstinencia prematrimonial y la fidelidad matrimonial son valores que no tienen por qué ser compartidos por nadie. Pero también está claro que si un hombre y una mujer los asumen como algo personal, no tendrán el menor riesgo de contagiarse de SIDA por vía sexual, y cuando tengan hijos será dentro del matrimonio, y si, además, usan sabiamente los medios anticonceptivos, tendrán el tamaño familiar que deseen. Y está muchísimo más que claro que todo lo anterior ha sido sistemáticamente ignorado por los gobiernos desde 1982 en sus "campañas informativas".

¿Es justo que el Estado esté dando un solo punto de vista? ¿No sería lo justo dar todos los puntos de vista o, mejor aún, no dar ninguno y no hacer campañas, dejando a los padres la tarea de educar a sus hijos como mejor lo consideren?

Para mí que el Estado lleve 25 años (un cuarto de siglo) animando las relaciones sexuales (y últimamente también las homosexuales) desde que los jóvenes son casi niños, asegurándoles que si usan el preservativo no les va a pasar absolutamente nada, me parece simple y llanamente una imposición de la ideología estatal del preservativo. Y los resultados, como ya comenté, ahí están.

7 comentarios:

  1. Sabado 17:00 Genova 13 y sedes PP
    ¡¡ Rajoy dimisión !!
    Pásalo

    ResponderEliminar
  2. Por supuesto, es intolerable. También está claro que la abstinencia en la conducción de vehículos a motor y la fidelidad a la locomoción bípeda, son valores que no tienen por qué ser compartidos por nadie. E igualmente está claro que si un hombre y una mujer los asumen como algo personal, no tendrán el menor riesgo de, salvo atropello, matarse en accidente de circulación. ¿Es justo que el Estado esté dando un solo punto de vista? ¡Noooo! Sin duda es una barbaridad que a los jóvenes españoles (desde que son niños) se les esté educando (es un decir) en la ideología del "cómpratelo, cómpraselo".

    ResponderEliminar
  3. El preservativo es una estupidez.
    Lo unico que funciona es;
    - para los embarazos no deseados, esterilizacion, metodos permanentes.
    - para evitar enfermedades de transmision sexual, parejas estables.

    Y el gobierno hace justo lo contrario, estimula que chicas de 14 años se queden embarazadas y tengan que pedir la pildora, pero prohibe que chicos de 20 años puedan hacerse la vasectomia. Que oficialmente la cubre la SS pero que medicos totalitarios de la SS imponen su moral estupida y deciden no practicarla.
    Es el mundo al reves.

    Pero es logico, si la gente, los jovenes son imbeciles, estaran con 800 parejas hasta que encuentren alguien medio decente, o puede que sean asi de salidos e irresponsables directamente.
    Y los que son responsables tienen todo en contra, aunque sean una pareja joven estable pagaran impuestos eternamente sin recibir nada a cambio, la SS social se negara a ayudarles a evitar embarazos no deseados, porque 'son jovenes' y se supone que son imbeciles y no saben lo que quieren, solo papa estado lo sabe.

    ResponderEliminar
  4. Octopus...¿crees que el Estado no debe fomentar la castidad,pero sí el uso de preservativos? Es absurdo.
    Me parece más lógico educar en el valor y utilidad de la castidad y a la vez para aquellos a los que la castidad les trae sin cuidado, la fidelidad, y para los más "cachondos" el uso del preservativo. En ese orden tiene bastante más sentido si lo que se quiere evitar son embarazos no deseados y/o enfermedades de transmisión sexual.

    ResponderEliminar
  5. Cuando critico el preservativo es por muchas razones.
    Es carísimo. Piensa lo que puedes gastar a lo largo de tu vida.
    Es ineficiente. Estadisticamente a partir de x relaciones ya es probable que haya fallado y que hayas estado en riesgo. Riesgo que aumenta dependiendo de muchas variables, postura, posicion, intensidad del coito...
    Es insuficiente y peor aun, se vende como si fuera la solucion para todo. Una simple herida en la boca, un rasguño, cualquier contacto ya es un riesgo de infeccion, que ademas, se niega o esconde que las enfermedades de transimision sexual son solo una pequeña parte de todas las enfermedades que hay. Un beso puede contagiar infinidades de bacterias y virus, y (por ahora) no hacen campaña para equivalentes al preservativo en los besos, que deberian segun la filosofia que dicen seguir. Se contradicen.
    Es la peor de muchas alternativas, y no solo se publicita erroneamente como la mejor, es que se esconden las otras mejores opciones.
    -Metodos permanentes y/o temporalmente permanentes, una operacion de vasectomia se realiza en 10 minutos, 1 hora como maximo, el coste es minimo, ridiculo. Equivalentes como el essure son tambien cuestion de horas o menos.
    -Ingenieria genetica, si tanto hablan de enfermedades y lo malas que son, ¿porque no hacen campaña para que los hijos sean ayudados mediantes las ventajas de la ciencia? Se evitarian para siempre las enfermedades geneticas y muchisimos otros incovenientes.
    Siempre que no se imponga y se permita logicamente a la gente tener los hijos como quiera, es evidente las ventajas de la ciencia, tener hijos mejores, mas sanos con mejores vidas, mejores defensas, mejores pulmones,etc...
    -Controles, en vez de tanta campaña de tv, podrian destinar esos fondos a bajar los precios de los controles medicos, lo que reduciria enormemente la propagacion de enfermedades, hoy dia son carisimos.
    -Nutricion,el 99% de la efectividad de una enfermedad se basa en el estado del sistema inmunitario del infectado. Si la gente come mierda y se trata como mierda, sus defensas estaran hechas una mierda.
    Yo no tengo que pagar con mis impuestos tratamientos carisimos para gente que se dedico a drogarse y comer fatal y ahora se queja de que esta enfermo. Una cosa son accidentes, o enfermedades geneticas que no son culpa suya y otra decisiones voluntarias personales.

    ResponderEliminar
  6. Veamos... Fomentar la promiscuidad en los preadolescentes es una táctica de servidumbre, pero malo es que lleguen a su primera relación sexual por su propia promiscuidad natural sin conocimiento de los riesgos.

    Claro, lo que da que pensar es que la educación sexual impartida no se limita a la educación en riesgos: se habla de posturas, de preservativos de sabores, de formas de obtener más placer y de la necesidad de superar prejuicios. Son edades, sobre los 15 años, a las que muchos -más bien, muchas-, aunque no sean mayoría, se han iniciado ya, pero ¿por qué echan fuego al fuego?

    Los padres no suelen saber qué les enseñan a sus hijos respecto a eso. Si lo supieran, muchos dejarían de defender la educación pública obligatoria.

    ResponderEliminar
  7. No, yo no creo que el Estado deba fomentar ni dejar de fomentar nada, ni por supuesto dar indicaciones sobre conductas sexuales. En lo que yo creo, y sé que esto no es asumible para conservadores en general y algunos progresistas en particular, es en la libertad sexual del individuo preadolescente/adolescente, que precisa de toda la información que esté disponible pero de ninguna directriz por parte de tutores estatales o familiares. La selección natural dispondrá.

    ResponderEliminar