jueves, 14 de abril de 2011

El valor de una vida ayer en España: 1 año, 1 mes y 7 días de cárcel

Es terrible, pero ésta es la realidad:

El etarra Troitiño queda libre tras cumplir 24 años por 22 asesinatos. Para ser más exactos, 24 años y 3 meses.

Aunque tal vez más terrible (si es que ello fuera posible) es esto:

Fue condenado a más de 2.700 años. Exactamente a 2.746.

En la práctica ello significa lo del título, es decir, 1 año, 1 mes y 7 días de cárcel por cada asesinato. U otra forma de verlo, que el asesino solamente ha pagado por un asesinato (y bastante poco, tan solo 24 años), y los otros 21 asesinatos (más los heridos y los daños materiales) le han salido completamente gratis.

Eso significa que en España cuando alguien se convierte en un asesino en serie, simplemente paga por un asesinato, y los demás simplemente quedan impunes. Así están las cosas.

Por lo demás de simplemente incalificable me parece que un sujeto que fue condenado a 2.746 años (¡2.746!) salga a la calle después de haber estado entre rejas 24 años (¡24!). Podría decir que es una burla, pero la extrema gravedad de los hechos no lo permite. Lo dicho, simplemente incalificable.

Supongo que estos datos no afectarán a casi nadie. Ni a los políticos, que son los que hicieron estas leyes; ni a los jueces, que fueron quienes las aplicaron; ni tan siquiera, y esto es lo peor, a la sociedad española, que es quien lo permite. Solamente afectarán a los familiares de los asesinados, que sentirán la terrible impotencia de ver como un asesino de esta calaña sale prácticamente de rositas.

Sinceramente, se me acaban las palabras para calificar estos actos de total injusticia, llevados a la práctica por la que se llama justicia. Bueno, no; palabras, la verdad es que tengo; pero no quiero escribirlas, porque son de demasiado grueso calibre.

4 comentarios:

  1. Estando de acuerdo con el fondo del artículo, pienso que cumplir 24 años en una prisión no es "irse prácticamente de rositas".

    ResponderEliminar
  2. Dudo mucho que compartan tu opinión los familiares de los 22 asesinados por este sujeto, que debería haber sido condenado a cadena perpetua sin posibilidad de revisión, ni un día menos.

    ResponderEliminar
  3. 1- Los familiares de las víctimas de este sujeto serán de la opinión de que hay que torturarlo, descuartizarlo y darle de comer sus restos a los buitres. Sea esa o cualquier otra su opinión, no importa porque el cometido de decidir las penas que cumplen los criminales no es suyo.

    2- Como he dicho, estoy de acuerdo con el fondo del artículo, y yo mismo si fuese dictador de este país, impondría la cadena perpetua para crímenes de esta magnitud.

    3- Lo cual no obsta para que repita que se mire por donde se mire, 24 años preso no es "irse de rositas". Aunque hubiese matado a 42.352.365 personas y violado a 20.000 niños, seguiría sin ser irse de rositas estar 24 años entre rejas.

    4- En Tenerife, donde yo vivo, acaba de salir la sentencia de 2 personas que borrachas, atropellaron a una pareja y su hija mientras circulaban a gran velocidad por las calles de la ciudad, resultando muertas las 3 personas en el acto. Los responsables han sido condenados a 2 y 4 años de cárcel, de los cuales al no tener antecedentes, cumplirán mucho menos. Eso si es irse de rositas, matar a 3 personas y no pasar en la cárcel ni el 2% de tu vida.

    Finalmente, para que no quede ni la mas mínima duda de mi posición respecto a este tipo de asesinos, me remito al punto 2.

    ResponderEliminar
  4. Estando en contra de q la ley permita la reducción de condenas tan escandalosas lo que a mí me resulta de mayor importancia es si a este sujeto se le ha aplicado la ley a rajatabla o si su liberación responde a una negociación del gobierno con la eta como parece desprenderse de la decisión de la fiscalía de recurrir la puesta en libertad, pero siempre después de q el reo ya haya sido liberado

    ResponderEliminar