sábado, 1 de octubre de 2005

El valor de una vida en España: 1 año y 43 días

Rabia, mucha rabia. E impotencia, mucha impotencia. Eso es lo que he sentido cuando he leído la noticia y he sacado las cuentas.

17 asesinatos terroristas, detalladamente calculados y fríamente ejecutados. ¿Cuál ha sido el precio real? 19 años de cárcel. Es decir, más o menos 1 año y 43 días por cada asesinado.

La sentencia fue de 829 años de prisión. Es verdaderamente una burla en grado máximo. De 829 años esta asesina acaba cumpliendo 19. ¡Por favor!

Sinceramente, las palabras se me agotan. Al menos las palabras civilizadas. Por eso dejo de escribir, porque de lo contrario acabaría poniendo cosas de las que luego me arrepentiría.

5 comentarios:

  1. +++ José activa el sistema anti-spam de blogger que te van a llenar el blog de anuncios+++

    Respecto a lo de esa asesina hiajdeputa solo se me ocurre recordar que cuando se acaba la justicia se abre la puerta a la venganza.

    ResponderEliminar
  2. Con ganas me he quedado de coger el coche, recorrer unas pocas decenas de kilómetros hasta Topas y pegarle un tiro en la sien a esa hija de puta. Da asco. Esta ¿Justicia? da asco. Cierta clase pilítica da asco (la progre-nacional-socialista) y parte de la otra (la "pepera") da pena. Unos por demagogos malnacidos y los otros por acomplejados. El problema está en el Código Penal. ¿Solución?, ¡Muy fácil: reformarlo!. Que se dejen las soplapolleces de los estatutos a un lado y se metan a fondo con el lamentable Coódigo Penal español, valedor de los derechos de los delincuentes y perseguidor insaciable de las víctimas.
    José, yo soy de los que pondría la PENA DE MUERTE para esta gentuza. Un saludo de un salmantino y español muy, muy, muy pero que muy encabronado por esta y otras cosas.

    ResponderEliminar
  3. Entiendo perfectamente tu cabreo. Y entiendo, aunque no lo comparto, que pidas la pena de muerte. Porque cuando 17 muertes no se saldan con una cadena perpetua, sino con 19 años de cárcel, entiendo que, como dice el comenterio anónimo, se abra la puerta a la venganza, porque la justicia simplemente ha dejado de existir.

    ResponderEliminar
  4. Realmente si; ha sido un ejercicio vergonzante de "desconexión legal" Vs. la sociedad por parte del Poder Judicial.
    O somos capaces de autoprotegernos los ciudadanos exigiendo a nuestros representantes que prppongan y aprueben normas que realmente resulten efectivas... o estamos permitiendo (y no solo en este caso) la fractura del Estado de Derecho que tanto esfuerzo y tanta sangre derramada nos ha costado a los españoles.
    Saludos liberales.

    ResponderEliminar
  5. Mientras estén los socialistas en el poder ya podemos despedirnos de cualquier reforma del código penal para obligar a los terroristas y a otros que cometan delitos de mucha gravedad a que cumplan sus penas de cárcel en su totalidad sin posibilidad de acogerse a la reducción de la pena. Además ¿no fué la Directora Nacional de Instituciones Penitenciarias la que declaró hace poquitos días que las cárceles tienen que dejar de ser el destino obligado para los que delinquen? Y es que resulta muy progre eso de considerar a los delincuentes como unas pobrecitas víctimas de la sociedad, y por tanto no son ellos los responsables de lo que han hecho sino que se han visto abocados a ello sin remedio.
    ¡Que frases tan rimbombantes gastan los seguidores del "buenismo"! O sea, los progres.

    ResponderEliminar