miércoles, 15 de marzo de 2006

"El Mundo", "Libertad Digital", el liberalismo, Jorge Valín y yo

Más revuelo del esperado por mí ha levantado mi texto los golpistas del 23-F, el PP y Libertad Digital, publicado ayer, como se puede ver en los comentarios.

Voy a responder brevemente a algunas cuestiones, así que vamos por partes.


Sobre el tema de "El Mundo" y "Libertad Digital", escribí esto:

Sigo pensando que Libertad Digital y El País son las caras opuestas de la misma moneda. Cada cual airea las virtudes de los suyos y los errores de los contrarios, pero calla ante los errores de los propios. La mayor objetividad (o al menos la menor subjetividad) por ahora la encuentro en El Mundo.

Pues bien, como de lo que estaba hablando era de política nacional, me refería a ello, pero entiendo perfectamente que dicho párrafo induce a error. Por lo tanto, lo ampliaré. En cuanto a política nacional mantengo que "Libertad Digital" y "El País" son bastante parecidos, cada cual en su lado, y que la mayor fiabilidad está en "El Mundo". Ahora bien, en cuanto a política internacional, es harina de otro costal, porque en cuanto a antiamericanismo, antiisraelismo, islamofilia, y asuntos semejantes, la verdad es que la diferencia entre "El Mundo" y "El País" en cuanto a manipulación es mínima, y donde uno encuentra los hechos reales es en "Libertad Digital".


Sobre el cuestionamiento encubierto de mi liberalismo, decir que no hace mucho escribí un texto titulado Liberalismo cristiano, que concluí así:

Volviendo a la pregunta inicial de "¿Soy liberal?", después de escribir este texto tengo que contestar que probablemente sí, aunque no estoy completamente seguro. En cualquier caso, como diría el filósofo, yo soy yo y mis circunstancias, o tal vez, aplicado a mi caso, yo soy yo y mis contradicciones. Y, si soy liberal, lo soy, como la canción, a mi manera. Y esa manera mía no es otra que un liberalismo cristiano. Así soy yo.

Entiendo que muchos (incluso desde el liberalismo, incluso desde la mayor ortodoxia liberal), discrepen de esta visión mía de la vida. Pero, en cualquier caso, así soy yo.


Sobre mi ruptura de relaciones con Jorge Valín (que eran, dicho sea de paso, de un simple intercambio de enlaces), no fue por supuesto como insinúa un comentarista anónimo (que fácil es faltar a la verdad) por el hecho de Valín de "defender la libertad", sino, como ya dejé claro en mi texto Rompo relaciones con Jorge Valín, por la defensa que él hizo de conceptos tales como la prostitución infantil, el turismo sexual, el matonismo, el tráfico de drogas, el tráfico de armas, el chantaje y el tráfico de niños.

Ahora bien, ya entrados en materia, quiero aprovechar para ampliar algo. Hubo unas palabras de Jorge Valín en su artículo Héroes de la libertad que me parecieron (y me siguen pareciendo) una auténtica aberración, y que fueron el detonante de mi decisión. Son las contenidas en el párrafo que él le dedica a La prostitución infantil. Dentro de dicho párrafo hay una frase que me pareció (y me parece) sencillamente repugnante:

Probablemente la prostituta infantil no quiera serlo, pero a nadie le gusta trabajar.

Con alguien que opina así, yo no quiero tener la más mínima relación.


Aprovecho para agradecer sus amables palabras a Ernesto de la Serna, intuyo que desde una enorme lejanía en las ideas (lo siento, pero mi escasez de tiempo me impide casi por completo leer otros blogs); pero la diferencia de ideas no está reñida con la educación y el respeto.


Y quiero concluir diciendo que yo no tengo "compañeros de bando", por la sencilla cuestión de que no me considero parte de ningún bando, ya que yo he ido siempre y sigo yendo de por libre. Si El rincón de la libertad forma parte de Red Liberal es debido a la decisión, que agradezco mucho, de incluirlo ahí de Daniel Rodríguez Herrera, y a que quiero creer que tengo una concepción liberal de la vida desde una orientación cristiana. Ahora bien, formar parte del anillo de Red Liberal no me impide decir lo que pienso en cada momento y sobre cada tema que me apetezca, independientemente de a quien agraden o disgusten mis palabras. Así soy yo, no apolítico, pero sí completamente libre e independiente.

6 comentarios:

  1. "hechos reales" y "libertad digital" no pueden ir en la misma frase.

    Yo creo que Libertad Digital más bien está al nivel de El Plural. Vuestro problema es ése. Tomar a Libertad Digital como a algo serio.

    ResponderEliminar
  2. No comprendo la controversia. Dónde viene escrito que la subjetividad sea intrínsecamnte detestable. No me gustan los que van de objetivos o de imparciales. Simplemente no les creo, y siempre miro con sospecha cómo se dedican a hacer equilibrios basados en las apariencias políticamente correctas. Estoy a favor de las subjetividades. Considero que la libertad y la información estarán a salvo no gracias a los "imparciales", sino a que existan subjetivos de todos los ámbitos y tendencias. Eso es lo que hay que garantizar, que los de una tendencia no se vean acallados por los de otra tendencia. Todos caben y así debe ser. La verdad es lo que tenemos los ciudadanos que extraer de todo ese material interesado.

    ResponderEliminar
  3. "Yo creo que Libertad Digital más bien está al nivel de El Plural. Vuestro problema es ése. Tomar a Libertad Digital como a algo serio."

    Estupendo, un progre reconociendo que elplural.com es una porquería. Lo de intentar echar la basura propia a los demás y no a estercolero.net es simple vicio arrabalero de los progres.

    Los progres dan asco, realmente asco.

    ResponderEliminar
  4. Dodgson, como siempre, aprovechando que el Pisuerga pasa por Valladolid para insultar a los progresistas, aunque no venga a cuento.

    ¿No tienes nada que decir sobre la defensa de los golpistas del 23F hecha por Fraga en la convención del PP y que Libertad Digital silenció completamente? Porque de eso es de lo que está hablando tu compañero en RL, JG Palacios.

    ResponderEliminar
  5. Luis Amézaga, pues yo creo que en el tema de la información, la subjetividad no debería tener cabida. A mi me da asco que en este país no haya un medio de comunicación que no incluya opiniones ideológicas en sus noticias, que sería lo deseable digo yo. Después que pongan artículos de opinión de lo que quieran y que sean todo lo subjetivos que puedan, pero los hechos son los hechos y ellos deberían hacerse eco de ellos tal y como ocurrieron, no pintando la realidad de la forma que les dé la gana.

    dodgson, tú ya te respondes sólo, así que sigue leyendo Libertad Digital como si fuera un periódico serio, así acabarás...

    ResponderEliminar
  6. Libertad Digital hace alarde de todo menos de libertad. Hoy he aprendido esto.
    Aparte, pienso que claro que cada persona tiene su opinión y que nadie puede ser 100% objetivo, ya que sólo al elegir las noticias que contar ya estás siendo subjetivo. ¿Por qué no salen en la portada de todos los periódicos todos los días datos sobre la pobreza, o el hambre mundial?
    Pero eso es una cosa, y otra es "maquillar" la noticia para que sea más bonito para tu ideología. Un periódico/noticiario/prensa digital/X tiene que informar, contar lo que ha pasado y ser imparcial.
    Creo que es muy importante leer de varios puntos de vista, para tener tu punto de vista propio; pero hay veces que es que te tienes que reír de las distintas versiones.
    Y ya no es sólo de las versiones, sino del "cómo" te lo cuentan... Eso no es periodismo; parece que quieren provocar o enfrentar a la gente porque opinen distinto.
    Sin más, un saludo. W.

    ResponderEliminar