miércoles, 8 de diciembre de 2010

Tema controladores: La cobardía de Zapatero

Independientemente de que esté de acuerdo con la medida, en la crisis de los controladores me parece una auténtica cobardía que Zapatero se haya escondido por completo.


Primero, en el decreto ley en cuestión se puede leer:

En su virtud, a propuesta del Vicepresidente Primero del Gobierno y Ministro del Interior, de la Ministra de Defensa y del Ministro de Fomento, y previa deliberación del Consejo de Ministros en su reunión del día 4 de diciembre de 2010,
DISPONGO:
Artículo 1. Declaración del Estado de Alarma.


O sea, que el Estado de Alarma no se declara a propuesta del Presidente del Gobierno, sino de los tres que menciona.

Malo que un asunto de ese calado lo tengan que proponer tres mandaos (teóricamente) y no el mandamás (también teóricamente).


Segundo, en el mismo decreto ley podemos ver que lleva la emisión del "Ministerio de la Presidencia", y en la parte final, la de firma, leemos lo siguiente:

Dado en la Embajada de España en Buenos Aires, el 4 de diciembre de 2010.
JUAN CARLOS R.
El Ministro de la Presidencia,
RAMÓN JÁUREGUI ATONDO


Vamos, que no es emitido por Presidencia del Gobierno, sino por el Ministerio de la Presidencia, y en consecuencia no es refrendado por el Presidente del Gobierno, sino por el Ministro de la Presidencia.

Muy malo que no sea el Presidente el que corte el bacalao en un tema de tan gran importancia.


Tercero, el que ha dado la cara en todo momento ante la opinión pública ha sido Rubalcaba, y en ningún momento Zapatero.

Malísimo que el Presidente no se dirija a la ciudadanía en un momento de crisis sin precedente en España (lo único peor a nivel institucional fue el 23-F, con la toma a tiros del Congreso de los Diputados; porque los atentados del 11-M fueron eso, atentados, pero en sí mismos no fueron crisis institucional).


Lo que me lleva a pensar todo ello es que estamos ante un gran acto de cobardía de Zapatero. No ha querido ligar su nombre formalmente a esta decisión. ¿Por qué? No lo sé. Es posible que sea porque la medida va en contra de su "talante de diálogo" y su "eterna sonrisa". También pudiera ser que la razón sea que efectivamente la propuesta partió de Rubalcaba, y Zapatero estaba en contra, pero el gran vice convenció al Consejo de Ministros, y al final Zapatero tuvo que aceptar la idea a regañadientes. O que ese acto de provocación en que consistió el decreto ley contra los controladores en una fecha tan crucial fue ideado por el siniestro cerebro de Rubalcaba, y Zapatero lo aceptó, pero no quiso poner su nombre en el plan.

Lo dicho, no lo sé. Pero de lo que sí estoy seguro es que ha sido una gran cobardía que Zapatero no haya aparecido por ningún lado en un tema de tantísima importancia.

2 comentarios:

  1. No le des más vueltas, por desgracia hay millones de votantes que si no le ven en la tele no le asocian a la medida...triste pero cierto.

    ResponderEliminar
  2. Es una violación de los derechos de 2500 ciudadanos. La Constitución prohibe la militarización del personal civil salvo en estado de sitio. En estado de alarma solo podía militarizar a las autoridades civiles, por ejemplo alcaldes o presidentes autonómicos, no a esos trabajadores civiles.

    Para colmo tampoco podían declarar el estado de alarma porque no concurrían ni desabastecimiento de productos esenciales ni catástrofes como terremotos o epidemias según exige la ley.

    En realidad los controladores habían agotado las horas de trabajo que manda la ley (decretada unilateralmente por el propio Gobierno) y que el país se quedaba sin controladores para los últimos días de fin de año por la ineptitud de los sociatas, que ni han contratado más controladores ni actualizaron las licencias de los controladores militares a las normativas europeas.

    De paso también ocultan que AENA siempre tuvo grandes beneficios hasta que llegaron estos sinvegüenzas que se dedicaron a autoconcederse obras a empresas afines, según parece incluso a la contructura San José... de Pepiño Blando, que por lo que se ve se cree santo.

    ResponderEliminar