miércoles, 8 de junio de 2011

"Ya has tenido tu minuto de gloria"



El vídeo muestra a un prepotente Felipe de Borbón que cuando se le acaban los argumentos lanza esa frase casi insultante (como su padre, vamos).

Y es que el heredero de España no tuvo el más mínimo sentido común de, ante un grupo que protesta, sonreír, saludar y desaparecer. No, tuvo que ir, supongo que para mostrarse "campechano". Y le salió el tiro por la culata. Porque como de argumentos parece que va más bien justito, y se ve que de paciencia también, pues nada, a casi insultar. Parece que no está acostumbrado a que le lleven la contraria (cosas del poder omnimodo que detenta).

Así son, padre e hijo, hijo y padre. Ni creen en la libertad de información ni creen en la libertad de expresión. Bueno, corrijo, sí creen en dichas libertades, pero mientras no les afecten a ellos. Y es que son intocables. O al menos eso piensan.

7 comentarios:

  1. Pues para mí ha estado de lo más correcto. ¿Qué pretendes que después de la conversación ceda de su cargo, de sus funciones? Si no puede, aunque quisiera. Eso lo debe proponer el presidente de la cámara. Además, Lo ha dejado claro en su meridiano dialogo; yo quiero cumplir con mi deber que he aprendido a hacerlo lo mejor posible, y cumplo con la constitución. Eso es rotundo e incuestionable. Si quiere abdicar puede, pero sería elegido otro en su cargo. Por tanto la chica a aprovechado el Pisuerga, o lo que es lo mismo, su minuto en televisión.

    Su misión es, como jefe de estado, representar, arbitrar y moderar. Y por esa parte tenemos de lo mejorcito de este país.

    Por otro lado, el argumento de la chica es utópico; “por regeneración democrática” a mí, la cierto, es que esa frase me dice poco y me da yu-yu. Si por lo menos tuviésemos una estructura social mínimamente democrática, pues aun. Pero viendo a unos gobernantes vergonzosos, un sistema judicial politizado, y un estado perverso, la regeneración democrática no parece ser impoluta. Tiene su aquel. Y lo cierto es que hay que ser más prácticos; un estado como herramienta organizativa, con buenos gestores. Y todo lo demás para los viscerales.

    ResponderEliminar
  2. Los argumentos de Laura Pérez (que así parece se llama la chica) son bastante flojillos, especialmente para una recién licenciada en Derecho. El hecho es que el Príncipe no pudo, o no supo, argumentar y darle la clase de Derecho Constitucional que le faltaba a la chica, la cual, tenía una actitud más parecida a la de Belén Esteban que a la de alguien que de verdad quisiera discutir algo con un alto cargo del Estado.

    ResponderEliminar
  3. La chica me importa un pimiento, yo hablo del tipo, al que le faltaron argumentos y le sobró chulería. Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Yo creo que se metió en un lío del que no supo salir. Desde luego, al final, metió la pata, pero más producto de los nervios que de la chulería, es mi opinión.

    ResponderEliminar
  5. El pobre principe... cada día más a la moda...
    Pues no va ahora y se nos indigna!!

    ResponderEliminar
  6. Yo también me hubiera ofendido de ser don Felipe de Borbón, con la cantidad de servicios que su familia ha prestado a España...

    Saludos

    ResponderEliminar
  7. Esta acostumbrado a que la gente entre en trance y empiece a gritar: GUAPO GUAPO GUAPO
    y claro se descoloca.
    No tiene mas que sonreir ,leer los papeles que le dan, estrechar manos,quedarse calladito y decir adios moviendo la manita.
    De todas formas vamos avanzando.
    Hace solo un par de años a esta chica se la hubieran llevado detenida y hubiera sido acusada de filoterrorista tras un "habil" interrrogatorio.
    Hace solo una decada, esta noticia no hubiera salido en los medios de comunicacion.

    ResponderEliminar