miércoles, 24 de agosto de 2016

En Gaza no hay dinero para comida, pero sí para armas

Israel desmantela siete fábricas de armas palestinas en un día.

Armas caras y de guerra, que sirven tanto para ser usadas en el terrorismo contra Israel como para acabar en manos de la delincuencia de las calles. Esto es lo que los palestinos siguen haciendo con ese casi estado (en aquel entonces) que les regalaron, financiado por Estados Unidos y Europa, incluidas las primeras elecciones (que fueron las únicas libres). Cada día menos apuesta por el crecimiento económico y más por la violencia contra Israel. Cada día menos estado y más un "algo" que no se sabe ni lo que es.

No hay comentarios:

Publicar un comentario