lunes, 24 de octubre de 2016

La necedad es grande sin duda

Todo lo cual nos conduce a la gran aberración de las elecciones presidenciales que se llevan a cabo cada cuatro años en la gran democracia estadounidense: que nos son democráticas. Para que lo fueran tendrían que tener el derecho a votar no solo los estadounidenses sino todos los demás habitantes de la tierra; quizá los de EE UU son los que menos derecho deberían tener a votar ya que, relativamente hablando, su presidente ejerce como figura real simbólica dentro de su país y como dictador plenipotenciario fuera.

Y el escritor se quedó tan pancho, en un artículo que mezcla ciertas verdades con verdades a medias y mentiras completas. Iba a analizar el texto, pero la verdad es que no merece la pena. Ahí os dejo está "lección magistral" de democracia desde un periódico que parece considerar un ejemplo de buen funcionamiento democrático de un país que El PSOE logra sacar a España del bloqueo y evita otras elecciones, como titularon en portada digital a cuatro columnas a la vez que publicaban el citado artículo. En fin.

No hay comentarios:

Publicar un comentario