lunes, 20 de junio de 2005

La calle contra la aberración del "matrimonio homosexual"

La ley del "matrimonio homosexual" sostiene dos aberraciones. La primera aberración llamar matrimonio a algo que ni lo es ni lo será, la unión de dos personas del mismo sexo; el matrimonio lo es entre un hombre y una mujer, y punto; todo lo demás son uniones de diverso tipo, pero que se distancian de lo que es el matrimonio. La segunda aberración, más grave aún, permitir que dos personas del mismo sexo puedan adoptar hijos; la adopción no es lo ideal, e implica la sustitución del padre y la madre físicos por lo más parecido a ellos, es decir, un padre y una madre que hagan dichas funciones que los originales no pueden hacer; ir contra la naturaleza en algo tan fundamental como es la crianza y educación de los niños es sencillamente una barbaridad mayúscula.

Pues bien, la gente salió a la calle el sábado a decir eso, que a la unión de dos personas del mismo sexo ni se le puede llarmar matrimonio ni se le puede permitir que adopten hijos. Independientemente de la guerra de cifras de toda manifestación, parece que la afluencia fue casi tan masiva como a la manifestación contra la negociación del Gobierno con ETA.

Bien, muy bien.

Es hora de que este Gobierno se entere de que hay gente que no opina como él, que son muchas personas, y que están dispuestas a salir a la calle para demostrarlo. Estoy convencido de que no van a variar el rumbo de su política radical, y que van a seguir adelante con esta ley del "matrimonio homosexual". Pero al menos quedará constancia de la gran parte de la sociedad que está en contra de tamaño dislate, para dejar las puertas abiertas a que un futuro Gobierno de otro signo corrija el grave error social que el presente está a punto de cometer.

9 comentarios:

  1. Todo tu post se reduce a una cuestión de la definición de "matrimonio", y, ya me perdonarás, pero no tiene ni pies ni cabeza.

    >>>La primera aberración llamar matrimonio a algo que ni lo es ni lo será, la unión de dos personas del mismo sexo; el matrimonio lo es entre un hombre y una mujer

    Es que de eso se trata: el gobierno quiere cambiar la definición de matrimonio, y a la manifestación va la gente que no quiere aceptar que la definición tradicional cambie. Defender que el matrimonio sea entre hombre y mujer porque esta es la costumbre es, desde un punto de vista liberal, inaceptable. Si la costumbre se defendiera de la manera en que lo hace esta gente, aún estaríamos en la época de los campos comunes.

    Otra cosa sería entender que el matrimonio regulado, instituído o monopolizado por un estado o una iglesia no son aceptables.

    >>>todo lo demás son uniones de diverso tipo, pero que se distancian de lo que es el matrimonio

    Tengo curiosidad por saber cómo puedes justificar que el matrimonio no caiga en la categoría "uniones de diverso tipo" también.

    Cuidado con los objetos que se definen por lo que no son, es decir, por ausencia. Un día uno se levanta y descubre que nunca han estado ahí, nunca existieron. Intenta definir qué es "moderno" y sabrás a qué me refiero.

    >>>La segunda aberración, más grave aún, permitir que dos personas del mismo sexo puedan adoptar hijos

    Yo creía que, legalmente, la adopción la realizaba una sola persona, aunque es posible que me equivoque.

    En cualquier caso, lo que se decide aquí es si la sexualidad de un individuo puede o no impedirle adquirir ciertos derechos al alcance de personas con estilo de vida heteronormativos. Yo no sé desde qué visión del liberalismo se puede defender que un gay o una lesbiana no puedan adoptar.

    >>>la sustitución del padre y la madre físicos por lo más parecido a ellos, es decir, un padre y una madre que hagan dichas funciones que los originales no pueden hacer

    Según esto, si yo me caso, tengo hijos, y luego me divorcio o enviudo, y cerca hay una pareja heterosexual que no puede tener hijos porque (como sucede en la mayoría de los casos) él es estéril. Según tú, ellos pueden apropiarse mi hijo, porque esta unión se parece más a la unión "natural" que tú exiges. ¡Pero esta pareja no puede tener hijos! La naturaleza que tú invocas no les permite tener hijos y, según tu argumento, ni siquiera deberían adoptar.

    O bien, yo podría apropiarme a la mujer de ese otro señor porque, si los derechos del niño son lo primero y fundamental (qué bien que les viene a algunos pronunciar los derechos de quien no puede articularlos), es necesario que le aseguremos una madre, aunque ello sea al coste de la felicidad de la persona a la que la naturaleza no le ha dotado para ese fin (el marido estéril).

    En suma, probablemente ni siquiera sabes qué es la naturaleza, porque por naturaleza muchas especies no se sienten inclinadas a matarse mutuamente y tenemos guerra, ningún animal lleva ropa artificial por naturaleza, tampoco me parece muy natural delegar funciones cognitivas en la maquinaria (computadoras), por naturaleza muchas especies fuerzan a las hembras al sexo, y muchas hembras agreden a los machos antes, durante o después del coito. ¿Sigo?

    ResponderEliminar
  2. La izquierda siempre acaba como Humpty Dumpty, como es la dueña de las palabras, pues "pulpo es un animal de compañía". Eso respecto de lo que más te llama la atención sobre las definiciones. A mi me parecen importantes y los decretos sobre su significado dan idea de la idea de la democracia que tiene: "la realidad es como nosotros digamos"

    Legalmente la adopción es a cargo de una persona ¿Y qué? ¿cambio de tema? el caso es que se suele tener en cuenta la situación matrimonial, social y emocional de esa persona.

    Me quedo con esto:
    "Otra cosa sería entender que el matrimonio regulado, instituído o monopolizado por un estado o una iglesia no son aceptables."

    En efecto, es lo que pretenden los "dueños de las palabras", que ahora están dirigiendo el estado implacablemente, como es su *costumbre* (una que, por lo visto, se resiste a abandonar).

    Gobierna la izquierda, pierde la libertad de los ciudadanos.

    Dodgson.

    ResponderEliminar
  3. "En suma, probablemente ni siquiera sabes qué es la naturaleza"

    Que no falte la arrogancia progre, marcando lo sabios que son ellos y lo ignorantes que son los demás, venga o no a cuento el tema en el que se autodemuestran tan, tan, tan sabios.

    Discutir con uno de izquierdas es siempre como contemblar un acto de onanismo mental. Es tremendo.

    Dodgson.

    ResponderEliminar
  4. Se puede estar a favor o en contra de la ley, pero lo que no puede ser, es decidir un cambio de ley sin contar con la opinión de las familias (heteros y homos). Un cambio no conocido en el mundo mundial, y con el único que la ha debatido es con Zerolo. ¿Mirándole a los ojos?. Y para más demostración de diálogo, en vez de reunirse con los representantes de la familias españolas que protestan en las calles, se reúne con Carlinhos Brown. ¿cinismo? ¿estupidez?

    ResponderEliminar
  5. Luis:

    "decidir un cambio de ley sin contar con la opinión de las familias (heteros y homos)"

    Según los pseudoliberales las familias homos no existen. Me parece un poco pobre hacerse el inclusivo nombrándolos como familias (entre paréntesis), cuando sabemos bien que para ellos sería de escándalo apelar a su opinión en función de algo que no son.

    Tengo mucha curiosidad por saber qué mal causa a las familias heteros esta ley. Ah, si te refieres a que destruye una visión del mundo retrógada y fundamentalista, pues vaya, no me va a dejar sin dormir. No se les puede negar sus derechos a otras personas porque esto va a desmontarle la visión del mundo a un colectivo minoritario con una ideología y una fe de papel de vidrio.

    "Un cambio no conocido en el mundo mundial"

    Todo el mundo mundial sabe que Holanda, Dinamarca y Suecia están en Marte.

    "en vez de reunirse con los representantes de la familias españolas que protestan en las calles"

    Pues en las manifas antiguerra nadie se reunió con los representantes, y eso que había muchos más, en muchas ciudades de España, y no los traían al estilo "camión y bocata" franquista (aquí ya uno tiene que aguantarse la risa).

    Yo te explico el significado de esto: el gobierno no cuenta con una bola de autocensurado que pretenden robarle sus derechos a un porcentaje de la población y que, como quien no quiere la cosa, aprovechan para llamar a la dimisión del gobierno por cualquier nimiedad.

    ResponderEliminar
  6. Patéticos los argumentos de la derechona fachaliberal, como siempre. A ver, ¿desde cuándo el diccionario etimológico determina la política de un gobierno? ¿Saben cuántas palabras han cambiado de significado desde su creación? Pues sí, antes matrimonio era sólo entre hombre y mujer, igual que liberal era idéntico a progresista (véase siglo XIX). Pues ambos términos han cambiado.

    ResponderEliminar
  7. "Según los pseudoliberales las familias homos no existen."

    Vaya, insultito doble. Nos llama pseudoliberales y luego nos atribuye algo que no decimos.

    Ya sabemos que os gusta negar la realidad a los progres, pero a los demás no. Por ejemplo, existe la "familia de enfermos morales" que está compuesta de un progre y una progre. Lo que pasa es que no nos parece un modelo interesante.

    ¿Captas, progre?

    Luego está el "fachas", que suelta una parida sobre lo que determina o deja de determinar el diccionario.

    No, burro, lo que decimos es que la política no cambia el diccionario. Justo al revés.

    ¿Hay que repetir siempre que discute uno con un "fachas"?

    Dodgson.

    ResponderEliminar
  8. Trollson, un buen liberal debe tener suficiente inteligencia y firmeza en sus convicciones como para refutar opiniones contrarias sin insultar a nadie. Cada vez que entráis en un blog liberal comportándoos como trogloditas y repitiendo exactamente las mismas tonterías (arrabalero, idiota moral, enfermo moral) hacéis un flaco servicio al liberalismo. Las cosas nos van lo suficientemente bien sin vuestra "ayuda".

    ResponderEliminar
  9. O sea, que sois liberales, pero os manifestáis contra el matrimonio gay. Por tanto, deduzco que defendéis el liberalismo solo en economía, pero en lo social y en lo moral sois unos reaccionarios. O sea, que sois primos hermanos del Opus Dei y de los Legionarios del Cristo.

    ResponderEliminar