miércoles, 5 de enero de 2005

Zapatero apadrina al tirano Castro ante la Unión Europea

La BBC nos cuenta que Cuba está normalizando sus relaciones diplomáticas con ocho países de la Unión Europea. Es muy interesante recordar que esas sanciones diplomáticas y políticas se impusieron a raíz de que Cuba encarceló, juzgó y condenó a altas penas de prisión a 75 líderes de la oposición política al régimen en Marzo del 2003.

Pues bien, ese acercamiento político entre determinados países de la Unión Europea y el régimen comunista cubano tiene un valedor: Rodríguez Zapatero. Desde que llegó a la Moncloa, el más izquierdista de todos los presidentes de España de la democracia reciente se dedicó a criticar a Estados Unidos y a defender a Cuba. Como resultado, hoy Estados Unidos (la democracia más antigua del mundo) ha casi aíslado políticamente a España, y España le está abriendo camino donde puede a Cuba (una de las pocas tiranías comunistas del planeta).

Pero lo curioso es el argumento que se usa para defender al dictador. Porque si la decisión de sancionar políticamente al régimen comunista cubano se tomó por la Unión Europea a causa del mencionado encarcelamiento y condenas a 75 líderes políticos opositores, la decisión de levantar esas sanciones se toma porque el comunismo cubano ha libertado a 14 el pasado año.

Sin duda es reconfortante saber que hay 14 inocentes menos entre los presos políticos cubanos. Pero la pregunta que yo me hago es la siguiente: ¿Y qué de los otros 61? ¿Acaso esos 61 no merecen que las sanciones sigan vigentes? Y eso sin contar los otros presos políticos detenidos antes y después de Marzo del 2003.

Pues no, para Zapatero lo que ha hecho el régimen es suficiente para apadrinar al tirano Castro ante la Unión Europea. Y en función de ello parece que el primer logro de Zapatero en política exterior es el levantamiento de sanciones contra una brutal dictadura.

Triste, muy triste.

No hay comentarios:

Publicar un comentario