sábado, 9 de enero de 2016

Y nadie dimite

Me enteré de los resultados de las elecciones por una llamada que le hice a mi esposa (no tengo internet en el teléfono móvil, porque no quiero pasar más tiempo en la red del que paso en la casa, que ya es suficiente). Así que pensaba yo (ingenuo de mí) que cuando llegara a casa me encontraría con que las portadas de los periódicos en internet serían las dimisiones de Rajoy y de Sánchez como líderes de sus partidos (como mal menor al menos la dimisión de alguno de ellos). El primero por haber cosechado los peores resultados del PP desde 1989, y el segundo por haber hundido a su partido en los peores resultados desde que llegó la democracia a España (que ya es decir).

Pero no, qué va. Ni dimitieron, ni dimiten, ni dimitirán. No solo eso. Sino que, a pesar de esos desastrosos resultados electorales, los dos iban (y van) a intentar ser presidentes del gobierno, aunque uno sabe que eso es un brindis al sol y el otro que si lo consigue será a costa de dejar al final España hecha unos zorros. Pero ante todo la supervivencia política. A costa de lo que sea. Es España.

2 comentarios:

  1. ¿Dimitir Rajoy y Pedro Sánchez? Pero si no siquiera Rubalcaba dimitió en su momento, sino mucho después. Dimitir en España se dice que es un nombre de origen ruso...

    ResponderEliminar