jueves, 31 de marzo de 2016

Matonismo, mentiras, manipulación y actitudes mafiosas en la campaña de Donald Trump (vídeo)



Arrestan al jefe de campaña de Donald Trump por agredir a una periodista.

La noticia no deja lugar a dudas. Pero, además del matonimso en sí, hay más. El sujeto mintió, negándolo todo; Trump, como no podía ser de otra manera viniendo de él, apoya a este elemento después de la agresión; se manipula la situación, diciendo Trump que su jefe de campaña lo que intentaba era protegerle de una posible agresión de la periodista (lo cual es a todas luces falso a la vista del vídeo); Trump incluso se burla de la agresión, haciendo gala de su ya conocida completa falta de sensibilidad; la periodista no recibió ningún tipo de apoyo del periodíco para el que trabajaba, de corte consevador, el cual prefirió apoyar a Trump, por lo que ella tomó la decisión de abandonar su puesto de trabajo.

Lo dicho, matonimso, mentiras, manipulación y actitudes completamente mafiosas en la campaña de Donald Trump, empezando por él mismo. Nada para sorprenderse demasiado, conociendo al sujeto en cuestión.

8 comentarios:

  1. Sólo falta que Trump se haga una coleta con el tupé y diga que el agresor está acusado como si fuera Ezra Pound.. :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que si un día se queda sin trabajo podría ser un payaso de circo (con todos los respetos a los payasos).

      Eliminar
  2. No entiendo estos ataques contra Trump... Parece que al Partido Republicano (a la Derecha en EE. UU.) no le resulta suficiente haberse pasado 8 AÑOS llorando haber perdido la Casa Blanca. Venga, ya está bien, con Donald Trump es con el único con el que el Partido Republicano puede tener una posibilidad de llegar a la Casa Blanca. Ted Cruz es un mentiroso casi patológico, que va de evangelista puritano y resulta que se acuesta con sus empleadas del bufete o de su oficina de senador, y John Kasich es una marioneta en manos de los Demócratas.
    En cuanto a las acusaciones de Michelle Fields son una absoluta invención cuyo único fin es dañar la campaña de Trump y conseguir publicidad a su costa ("estrategia" de promoción profesional en la que la Sra. Fields resulta que es experimentada)... http://gotnews.com/michelle-fields-falsely-accused-crime/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hoy por hoy todos los candidatos republicanos MENOS Donald Trump ganarían a Hillary Clinton. Colocar a Donald Trump como candidato es regalarle la Casa Blanca a los demócratas. Al tiempo.

      Eliminar
    2. Esas encuestas no hay quién se las crea. Son totalmente dirigidas tanto por el GOP/Fox como por los propios demócratas, básicamente para orientar el voto.

      Son iguales que todas las encuestas antes de las elecciones españolas, dando a Ciudadanos como segunda fuerza, excepto la últimas encuestas, ya más cercanas a la realidad.

      Básicamente las "encuestas", excepto la última para no quedar como absolutos defraudadores, eran un instrumento de propaganda electoral, excusa para artículos de opinión y propaganda.

      En el caso de las encuestas contra Trump son similares, si ni los propios republicanos votan por Cruz o Kasich antes que a Trump, ¿acaso les van a votar los demócratas? Es realmente absurdo.

      Eliminar
    3. Claro que los demócratas no van a votar ni por Cruz ni por ningún otro candidato republicano. Pero sí los independientes, que piensan que con ocho años del Partido Demócrata en el poder son suficientes. Independientes que votarán por el candidato demócrata (más bien candidata) si el candidato republicano es Trump (el cual, además, desmovilizará a una buena parte del electorado republicano).

      No hace falta que te creas las encuestas. Si, como todo apunta, Trump es elegido candidato republicano, solo tendrás que esperar al 8 de noviembre para ver como los republicanos le han regalado la Casa Blanca por otros cuatro años a los demócratas.

      Eliminar
    4. Y sin Trump verás como también gana Clinton. Solo necesita que yellen mantenga los tipos bajísimos hasta las elecciones, que lo hará.

      Eliminar
    5. El problema no será "sin Trump", sino me temo que "con Trump". Y yo, por ahora y en Estados Unidos, creo en cierta coherencia de los electores en las elecciones presidenciales, como la mostraron, por ejemplo, cuando reeligieron a Bush Jr. y cuando rechazaron elegir a McCain (estaban hasta las narices de la guerra) y a Romney (no querían un presidente mormón), en razón a que ambos desmovilizaron mucho voto republicano y moviliziaron a favor de los demócratas mucho voto independiente, que será lo mismo que pasará "con Trump" (no querrán en la Presidencia a un loco fanático peligroso). Al tiempo.

      Eliminar