sábado, 9 de abril de 2005

Michael Schiavo es un miserable

Michael Schiavo, el teórico marido de Terri (al menos lo era legalmente, porque moralmente es harina de otro costal, ya que vivía en vida de ella con otra mujer, con la que tenía dos hijos) ha mostrado una miseria moral difícil de imaginar:

Los tribunales le volvieron a dar la razón a Michael Schiavo, que ordenó que el cadáver fuera incinerado, después de que el viernes se le practicara una autopsia en el condado de Pinellas, donde falleció el día anterior, 13 días después de que por orden de un juez se le retirara la sonda que la alimentaba. ... Después de que un tribunal confirmara el martes que estaba en manos de Michael Schiavo adoptar las últimas disposiciones sobre los restos de la que fuera su esposa, quedó desbaratado el deseo de sus padres de que no se llegara a la cremación y se la enterrara en el cementerio de Pinellas. El abogado del marido, George Felos, confirmó que estaban en marcha los planes para que las cenizas de la mujer que fue objeto de una agria disputa familiar que acabó en los tribunales, sean enterradas en un lugar no revelado de Pensilvania, donde creció.

Un lugar, el de las cenizas del cadáver del Terri, que el fulano este quiere mantener en secreto:

El hermano de Michael, Scott Schiavo, explicó que la decisión de depositar las cenizas en un lugar secreto tiene por objetivo evitar que los Schindler conviertan los funerales en "otro espectáculo mediático", en referencia a la amplísima cobertura que tuvo la cruzada legal de los padres para evitar la muerte de su hija.

O sea, que los padres de Terri, después de ver a su hija 15 años incapacitada, y, sobre todo, después de verla agonizar durante 13 días y finalmente morir deshidratada, después de su muerte no han tenido ni tan siquiera la posibilidad de enterrar su cuerpo donde querían, para ir a visitar el lugar siempre que lo desearan. No. Se les ha hurtado esa posibilidad, convirtiendo el cadáver en cenizas, las cuales incluso se les va a ocultar donde se enterrarán.

Mala, muy mala, me parece la actitud de Michael Schiavo, quien al menos, una vez que se ha deshecho de Terri, podía haberse olvidado del asunto, y en un pequeño gesto que le hubiese honrado (aunque mínimamente), haber entregado el cadáver de Terri a sus padres, para que la enterraran como y donde quisieran, y le rindieran los honores que les pareciera.

Pero no. Este miserable ha preferido añadir más dolor al dolor. Y eso con las personas que, sin lugar a dudas, más querían a Terri, sus padres. No le ha importado producir lo que supongo que es un dolor desgarrador en los padres de Terri, al no tener ni una tumba donde ir a llevarle flores a su hija muerta. Lo importante para Michael Schiavo es borrar todas las huellas físicas del pasado, para que nada en el mundo le recuerde la terrible decisión que un día tomó, de pedir a los jueces que asesinaran a la mujer que un día se casó con él, petición que finalmente le fue concedida.

Bueno, es incluso probable que a Michael Schiavo sí le ha importado el daño que iba a hacer y ha hecho con la incineración del cadáver de Terri y el ocultamiento del lugar de sus cenizas. Y que una de las razones que lo ha hecho ha sido por eso. Para regodearse en el sufrimiento, acrecentado por la impotencia, de los padres de Terri. Porque, una vez que los tribunales le han ido dando el poder sobre Terri a Michael Schiavo, este miserable hombre, en vida de Terri y una vez muerta, ha ido tomando todas las decisiones en contra de la voluntad de sus padres.

Me duele el dolor que los padres de Terri deben estar pasando. Siento desprecio por un miserable como Michael Schiavo. Espero que algún día haya algo de lo que no pueda huir que le pase factura por haber ocasionado tantísimo sufrimiento, su conciencia.

5 comentarios:

  1. Dices que Michael Schiavo ha quemado el cuerpo de su pobre e indefensa mujer,para que los padres de ella sufran, ¿No crees que este comunista sin escrúpulos hubiera preferido quemarla viva a ella y a sus padres? ¿Estaba Michael Schiavo a favor de saddam Hussein y, por ende, de Bin laden? Yo creo que sí... es indudable que hizo todas estas acciones con una sonrisa en la boca, por el mero afan terrorista y antidemocrático de hacer daño.

    ResponderEliminar
  2. Lo malo de algunos idiotas es que no saben distinguir cuando se está hablando de política y cuando no. por eso hacen el ridículo intentando exponer obsesiones de los demás, lo que les hace parecer a ellos como los obsesos que son.

    ResponderEliminar
  3. Hay algo que a partir de esta conducta del marido adúltero se me hace cada vez más sospechoso.

    Este tiparraco dijo que había que hacer la autopsia para conocer el alcance de las lesiones cerebrales de su esposa. No se han publicado los resultados, por lo que hay lugar a la sospecha de que no serían "adecuados" a las afirmaciones que hizo antes del fallecimiento, en un tono desafiante que hace pensar que si hubiera quedado claro que carecía por completo de córtex lo habría dicho a los cuatro vientos.

    El tipo ese me parece cada vez más miserable.

    Dodgson.

    ResponderEliminar
  4. Hola Dani.
    Lo malo de algunos otros es presuponer afán de hacer daño en una decisión que se puede denominar, como poco, de difícil.

    ResponderEliminar
  5. Si mi niña me pidiera cualquier cosa recorreria mar y tierras para hacer cumplir su deseo. No censuro a los padres porque aunque no les entiendo lo hacen por amor. No censuro al marido porque le atribuyo las mismas razones. Y me parece mal lo que ha hecho despues, pero ni tu ni yo sabemos las razones por las que lo ha hecho.

    ResponderEliminar