miércoles, 27 de julio de 2011

Anders Breivik: supuesto cristiano, supuesto islamófobo, seguro masón

Con el asunto de la masacre cometida en Noruega por Anders Breivik estamos asistiendo a una miserable ceremonia de la confusión, en la que muchos están intentando pescar en río revuelto.

Tres anotaciones.

Una. El tipo es calificado en casi todas partes como "cristiano fundamentalista". Puede que sea religioso, no lo sé, pero cristiano no es, porque lo que hizo choca frontalmente contra las enseñanzas del Jesús del Nuevo Testamento, que habló, por ejemplo, de amar a los demás como a uno mismo y de comportarse con los demás como uno desea que los demás se comporten con uno. Además de que cuando uno lee otras opiniones más objetivas sobre el sujeto en cuestión llega a la conclusión de que lo que defiende no es ni tan siquiera una unidad religiosa, sino un nacionalismo europeo, en el que caben todos los blancos, independientemente de que sean cristianos, agnósticos o ateos.

Dos. Se dice de él también por todos lados que es islamófobo. Puede ser que lo sea en teoría, pero lo que ha practicado no ha sido eso precisamente. En la matanza sus víctimas fueron blancos y, un detalle muy importante, cristianos. ¿Dónde está la islamofobia llevada a la práctica? ¿Por qué se obvia el detalle de la religión de las víctimas?

Tres. Se está ocultando, o pasando de puntillas, sobre el hecho de que el asesino pertenece a una logia masónica. No seré yo quien diga que por ello asesinó indiscriminadamente a un montón de personas inocentes. Pero parece subjetivo que los medios informativos estén culpando del asesinato en masa a su "cristianismo" (cuando incumplió mandamientos básicos y además defiende unidad nacionalista y no religiosa) y a su "islamofobia" (cuando no mató ni a un musulmán sino a cristianos) y estén ignorando que es masón.

Todo lo anterior me lleva a la conclusión de que estamos presenciando una obra teatral encaminada a dejar en muy mal lugar a los cristianos y sus ideas, a la vez que se defiende y victimiza a los musulmanes. Y ello me parece totalmente miserable, como dije al principio, porque la realidad es que las víctimas fueron cristianas y no musulmanas.

Además está por el medio el asunto de la pesca en río revuelto, asunto igualmente miserable. Y es que, aprovechando que el Pisuerga pasa por Valladolid, se está intentando desde algunas posiciones de izquierda criminalizar a todo el que defienda algo parecido a lo que defendía Breivik, lo cual, dicho sea de paso, no se ha hecho jamás cuando los asesinos fueron izquierdistas o islamistas.

Llegados a este punto solo se puede concluir que este sujeto es un fanático (pero ojo, no un loco, como se está diciendo constatemente), cuyo fanatismo le llevó a planificar y cometer una auténtica masacre, por lo cual debería pasar el resto de su vida en prisión. Todo lo que sea pretender extender una sombra de sospecha ideológica o religiosa sobre otras personas ajenas a los asesinatos solo tiene un nombre: Miserable.

6 comentarios:

  1. La importancia de su pertenencia a la masonería es equiparable a la de que fuese cristiano. Desde luego no es un "fundamentalista cristiano", como dices. En cuanto a su condición de masón, era un masón de grado I al parecer. Es decir, que desde luego no había profundizado mucho en la masonería.

    Por otro lado, al igual que sus acciones no corresponden con las de alguien que profesa la fé cristiana, tampoco se corresponden con las que haría un masón.

    ResponderEliminar
  2. Estas en lo cierto al decir que Anders Breivik no es un loco sino un fanático nacionalista y que precisamente los medios de comunicación controlados en gran medida por la masonería están haciendo incapié en su religión cristiana e islamofobia, cuando en realidad planea un gran atentado y no mata a ningún musulmán, sino a noruegos, blancos y de tradición cristiana...hay muchas cosas que no cuadran porque los actos de este sujeto obedecen a un plan nada improvisado.

    ResponderEliminar
  3. Un cristiano no va por ahí ametrallando a la gente ni poniendo bombas, cosas que sí hacen con muchísima frecuencia los musulmanes y la gente de extrema izquierda como ETA...
    Está de moda decir que todos los cristianos son malas personas y fanáticos, y resulta que aquí, en España, a los pobres que va creando el socialista Zapatero, les está dando de comer la Iglesia cristiana católica... Ahí queda eso, y al que le pique que se rasque.
    Ya está bien de meterse con los cristianos, porque si alguien se mete con un moro, un judío... se enfadan muchísimo, incluso te amenazan de muerte (caso de los musulmanes), pero como meterse con los cristianos sale gratis...
    Ese tarado era un masón como Zapatero, que sí es un peligro para la sociedad...

    ResponderEliminar
  4. La falacia del buen irlandés...

    ResponderEliminar
  5. Palacios tu lo has dicho, los masones tienen mas poder del que parecia y están arrimando el ascua a su sardina por algo que a hecho uno de los suyos. Alerta por que estos están metidos en todos los partidos políticos y en la burocracia de la Unión Europea la ONU etc, y ademas tratan de controlar el poder financiero a la chita callando. Son taimados y maquiabelicos, como saben que no nos gustaría lo que proponen, todo lo hacen en secreto.

    ResponderEliminar
  6. HOLA, analizando detenidamente todas las fotografías de los atentados, me doy cuenta de que es físicamente imposible que una sola persona planeara, coordinara y ejecutara los atentados de Oslo. 1 OBSERVACIÓN: una persona que se considera patriota, cristiano y conservador, nunca, jamás mataría a personas inocentes de su propio país; en el caso de que matase, hubiese matado a musulmanes. 2 OBSERVACIÓN: puede ser un CONVERSO AL ISLAM o un MERCENARIO pagado por GADAFI (represalias por el bombardeo de su complejo presidencial, por cazas F-16 Noruegos). 3 OBSERVACIÓN: su vinculación con la MASONERÍA, por ello no puede ser cristiano ex-comulgado. 4 OBSERVACIÓN: tachándolo de extrema derecha (que no lo es, por mucha manipulación mediática que haya), la EXTREMA IZQUIERDA-SOCIALISTA busca cercar a cualquiera que sea anti-musulmán , tachándolo de extrema derecha y terrorista. Los COMUNISTAS-SOCIALISTAS-FASCISTAS de EXTREMA IZQUIERDA junto a la MASONERÍA están actuando de CABALLO DE TROYA DEL ISLAM EN OCCIDENTE. Es ingeniería social. Veo que la LIBERTAD para los políticos vale un puñado de PETRODOLARES. SALUDOS!

    ResponderEliminar